Imágenes Adriano Luciani

Por María García San Narciso

Duran i Lleida, Ramón Tremosa y Artur Mas hicieron su aparición algo más tarde de las 11  de la noche en el Hotel Majestic  de Barcelona para hacer sus respectivas valoraciones de los resultados electorales. A pesar de haber perdido  frente a Esquerra Republicana de Catalunya, una de las grandes ganadoras de la noche, los tres candidatos han querido destacar la alta participación obtenida en Catalunya como un triunfo para aquellos que piden la independencia.

Los resultados han sido tal y como predecían las encuestas: ERC ha despuntado en una noche electoral algo atípica, en la que han conseguido un 23, 67% de los votos, por encima de CiU, que se ha quedado en un 21,85%. La Coalición per Europa consigue así tres eurodiputados, de los cuales Ramón Tremosa y Francesc Gambús pertenecen a CiU.

A pesar de todo, Duran i Lleida, Tremosa y Mas han querido hacer una valoración positiva de estos resultados. “El conjunto de formaciones políticas que piden la consulta han salido conjuntamente claramente reforzadas en esta jornada electoral. Han aumentado 10 puntos con respecto a la anterior”, resaltaba Artur Mas. “Comprendemos que refuerza el proceso de consulta, de que queremos votar el 9 de noviembre. Es un mensaje potente para Madrid y también para Bruselas. Son fuerzas claramente mayoritarias en el momento de pasar por las urnas”.

Duran i Lleida también ha querido resaltar la participación en Catalunya, que se ha situado en un 47,4%, superando a la media española, que ha sido de un 45, 86%. Los tres políticos han querido felicitar también a los grandes ganadores de la noche: ERC en Catalunya y el PP en España, a quienes Artur Mas ha querido mandar el mensaje de que , “teniendo en cuenta los resultados, todo sigue adelante, todo continua, y este resultado lo avala”.

Mas también ha querido resaltar que hasta el momento CiU ha sido “quien se ha comido los marrones” y que, a pesar de los resultados negativos con respecto a ERC, en estas elecciones 100.000 personas más que en 2009 les han dado su confianza. El ambiente, sin embargo, se perfilaba pesimista desde primera hora de la noche, en la que CiU canceló su primera rueda de prensa prevista para las 9 de la noche para hacer las primeras valoraciones. `